Blog de natación creado por el equipo de NatacionCS y sus atletas para los apasionados a la natación.

Categorías


Blog de natación

/ 0

Sin categoría

3 Ejercicios para aumentar tu velocidad nadando

13th Jun '19

Nadar rápido es vital para cualquier nadador. No solo te permite ahorrar energía, sino también ser más eficiente en toda la fase de propulsión hacia adelante.

En realidad, no hay muchos secretos que aprender, pero las dos claves para nadar rápido son la técnica del equilibrio y el golpe de brazo.

En este artículo, intentaremos y le daremos algunos consejos sobre cómo mantener tu movimiento de nado cuidadosamente bajo control para encontrar un ritmo y un ritmo coherentes y eficientes. Te daremos ejercicios para nadar más rápido.

Ejercicios para Nadar más Rápido

Concéntrate en la posición

Una parte vital de la natación es cómo tu cuerpo se mueve a través del agua. Incluso la menor variación en la posición de la cabeza, las caderas o las piernas puede tener un efecto radical en la velocidad.

Para mejorar este aspecto, incluye algunos sets con un tubo de natación en tu entrenamiento. El snorkel te permitirá enfocarte en la posición de tu cabeza y hombros, de modo que puedas mejorar la posición de tu cuerpo y la alineación en el agua.

Aconsejamos comenzar con unas pocas repeticiones de 25 o 50 m. La natación con un solo brazo es un excelente ejercicio de estilo libre. Alterna nadar una vuelta con tu brazo derecho solo seguido y la siguiente vuelta con tu brazo izquierdo solamente.

Desarrollar un movimiento suave del brazo

Un error muy común que muchos nadadores cometen es pensar que un golpe de brazo «alterno», es decir, detenerse cuando el brazo está extendido frente a ti, es el tipo de golpe correcto. ¡Incorrecto! Un suave movimiento del brazo redondo (al nadar la mariposa, la espalda y el estilo libre) te permitirá moverse más rápido a través del agua.

Para trabajar en este aspecto, intenta nadar sosteniendo pelotas pequeñas en tu mano. Puedes usar dos pelotas de tenis u otras pelotas de tamaño similar. Simplemente nada con las pelotas en tus manos. Este ejercicio puede parecer bastante simple, pero no lo es: reducir la cantidad de agua que atrapas te hará sentir como si tus brazos se estuvieran moviendo por el espacio. El objetivo real de este ejercicio es hacer que te concentres más en los movimientos de tus brazos, haciendo que tu golpe de nado sea más suave y más cíclico.

Recuerda: tu brazo no pasa directamente debajo de tu cuerpo o demasiado lejos de él, está ligeramente doblado. Intenta nadar alternando series de 50 m sosteniendo las pelotas y 50 m con las manos vacías.

Mantén tu cuerpo equilibrado

Es de vital importancia prestar atención a la posición de tu cuerpo.

Los músculos del abdomen juegan un papel muy importante para ayudarlo a mantener la posición correcta.

Usar un pullbuoy significa que no tendrás que concentrarte en tus piernas, ya que solo puedes dejarlas flotar suavemente en el agua y, lo más importante, puedes colocarlo en cualquier lugar a lo largo de tu cuerpo. Según sea necesario, puedes colocarlo entre los tobillos, los músculos de la pantorrilla o los muslos.

Al ver que los músculos y el núcleo de tu abdomen son cruciales para mantener tu cuerpo equilibrado, coloca el pullbuoy entre tus tobillos y trata de concentrarte en tu brazada de natación. Intenta alargar tu cuerpo al máximo: imagina que extiendes tu cabeza lo más adelante posible y estira tus pies lo máximo. Esto te ayudará a mejorar la extensión de todo tu cuerpo y a apretar tu núcleo para estabilizar la columna vertebral.